Nuestra-historia

Los reformadores Martín Lutero, Juan Calvino, Ulrico Zwinglio y otros que vinieron después de ellos, estaban preocupados por la educación del pueblo, y por ese motivo querían que cada creyente pudiera leer las Sagradas Escrituras en su propia lengua.
A ellos se unen pedagogos como Juan Amos Comenio, (1592 - 1670), que revolucionó a Europa con su pedagogía activa, “LA DIDÁCTICA MAGNA” la cual colocaría al niño en el centro del proceso de aprendizaje con sus tres postulados: aprender, retener, practicar.
Esta pedagogía, fue utilizada luego por José Lancaster en Europa a comienzos del siglo XIX, donde le encuentra Simón Bolívar, dictando clases en Inglaterra, y lo invita para que una vez terminada la guerra en la gran Colombia, se traslade a este nuevo continente para que instruya con sanas enseñanzas a los hijos de un pueblo liberado de la esclavitud española.
José Lancaster por invitación del Libertador, llegó a Caracas Venezuela en 1824 y allí inicia su primera escuela lancasteriana. En 1826 se traslada a Cúcuta y luego a otras ciudades en la costa atlántica y así su pedagogía fue tomando auge en nuestro país.
Ya que el Coronel James Fraser quien dirigió la Legión Británica, que vendría de Inglaterra para apoyar a Bolívar en su lucha contra España, se quedara después de las cruentas batallas libradas en los campos de Boyacá, y escribiera a Inglaterra solicitando misioneros que vinieran a evangelizar y a educar esta nueva patria, y como no halló respuesta, se dirigió a La Junta de Misiones de los Estados Unidos, enviando al Reverendo Henry Barrington Pratt quien llegó a Santa Marta el 8 de marzo de 1856.
Pratt, se trasladó a Bogotá y en el Hotel Dickson, empezó cultos el primer domingo de agosto de 1856. Al final del siglo llegaron los esposos Sharper quienes iniciaron un escuela nocturna para 18 obreros y así nació la primera escuela evangélica en Bogotá, la cual se constituiría más tarde en el centro de estudio para hijos de creyentes evangélicos que eran rechazados en las escuelas públicas por practicar la fe cristiana.
La pedagogía lancasteriana fue la utilizada por los americanos en las diferentes ciudades donde iban evangelizando. Por este motivo el común de la gente llamaba a estos centros educativos, colegios americanos.
La historia del Colegio Americano de Girardot se destaca por la obra que hicieron los misioneros; Alexander M. Allan (su fundador), Viola Warner de Ruiz, Patricia Hiccok, Lorenzo Emery y Jaime Cavin. Se fundó en el año de 1920, gracias al reverendo Allan y su esposa, primeramente se inicio como un trabajo evangelístico situado en la calle 20 con carrera 10 conocido en aquella época como teatro Olimpia, el sentido de seguir expandiendo el trabajo evangelístico y la parte educativa con énfasis en valores cristianos, ya iniciado por los esposos Allan se incremento en el momento en que los padres del joven Paul Hoskin muerto en la primera guerra mundial y en memoria de él, donaron un salón situado en la calle 21 con carrera 10 desde ese mismo instante nació el Colegio Americano de Girardot.
En 1950 comienza una segunda etapa para el plantel que lo conducirá a la obtención de un sólido prestigio en la comunidad en manos del misionero Lorenzo Emery. Sin ser pedagogo, planifico administrativamente el colegio. Consolida la sección primaria luego en el año de 1972 y bajo la dirección de Jaime Cavin, obtuvo la aprobación para el sexto año de bachillerato y graduando en ese mismo año una excelente promoción de bachilleres.

El colegio americano ha obtenido los siguientes rectores:

- Alexander Allan 1953-1956
- Jaime Inglalls 1957-1963
- Lorenzo Emery 1964-1968
- Ornan Roldan 1969-1973
- Jaime Cavín 1974-1976
- Liverato Vega 1974-1976
- Guidoberto Mahecha 1977-1981
- Carmen Riveros 1982-1984
- Liverato Vega 1985-1986
- Mariano Sánchez 1987-1991
- Liverato Vega 1992
- Nelly Andrade 1993-1995
- Miguel Gutiérrez 1996-1999
- Sonia de Cortes 2000-2002
- Orlando Carvajal 2003- 2006
- Laurentino Carranza 2005-20012
- Maria del Rosario Meneses 2013-2017
- Néstor Guarín Actualidad

El colegio como muchas otras instituciones han pasado por diversas dificultades y ataques del enemigo, lo que motivó a su clausura en varias ocasiones, pero gracias al Todopoderoso Dios y al entusiasmo de personas como el Rev. Lorenzo Emery y su esposa Elena, el colegio logró su estabilidad y crecimiento tanto social como material.
El Colegio Americano de Girardot, cuenta con las aprobaciones respectivas así: Preescolar y educación básica primaria Resolución No. 000776 de Agosto 30 de 1999. Básica secundaria y media académica Resolución No. 000999 del 24 de Junio de 1977.
Agosto 30 de 1999. Básica secundaria y media académica Resolución No. 000999 del 24 de Junio de 1977.
Con el propósito de proyectar esta institución hacia los modelos pedagógicos y de dirección que permitan orientar a nuestros estudiantes a perfiles profesionales y competencias para los nuevos ordenes en el ámbito nacional e internacional y a su vez atendiendo las políticas emanadas por el MEN y organismos que regulan los procesos de desarrollo especialmente los que competen a la educación, nos proponemos desarrollar este documento PEI como fruto del trabajo colectivo de toda la comunidad educativa.
Nuestro propósito es realizar un documento producto de la reflexión, diálogos, críticas etc, que permitan de manera objetiva propuestas para mejorar y proyectar nuestra labor en los próximos años tanto de nuestro cuerpo directivo docente, docentes y que esto conduzca a orientar a nuestros estudiantes con los criterios, planes de estudio, programas, metodologías y demás procesos para los mejores logros de una educación con calidad.